sábado

¿Por qué comprar un Kindle?

Lo confieso: yo también fui de los acérrimos defensores de los libros en papel, lo sigo siendo, pero tengo un Kindle y estoy más que satisfecho.

¿A qué viene esta afirmación? Pues simplemente a disentir con la supuesta dicotomía entre libro impreso y libro electrónico o e-book. Estas supuestas contradicciones basadas en la imposibilidad de una coexistencia pacífica, ya deben sernos conocidas, por novelas como "El CD vs el MP3", "El cine vs el videoclub" o "El cine vs el P2P". El supuesto villano nunca liquida al supuesto héroe y todos seguimos viviendo felices y comiendo perdices.



Es obvio que un libro en papel tiene cosas que el e-book nunca tendrá, tiene olor, tiene textura, sus páginas se van poniendo amarillas con los años y podemos presumirlo en nuestra biblioteca, por algunas de esas razones tengo libros de papel y biblioteca en mi casa, pero este artículo sólo tiene la intención de mostrar por qué estoy tan feliz de haber decidido comprar un Kindle (en realidad estoy aún más feliz porque a pesar de que lo iba a comprar me lo regalaron).

Adoro leer, aprovecho cada momento que puedo para hacerlo, pero leer me resulta muy caro. La revista Orsai demostró hace un tiempo el gran negocio que tienen las editoriales y Hernán Casciari los denunció públicamente. Gracias al lucro que ellos tienen, nosotros pagamos no menos de diez dólares por un libro en su edición más económica. Pues bien, les informo que por el precio de diez libros se compran un Kindle en Estados Unidos y luego si le rezan al gran dios llamado Internet podrán conseguir infinidad de libros gratis para leer.

No solo eso, pueden agregar a los beneficios la posibilidad de convertir casi que cualquier archivo de texto digital a un formato legible para su lector de libros electrónicos. Esto mediante el programa Calibre, el cual mediante unas simples configuraciones no solo convertirá sus PDF y otros formatos a MOBI (formato que el Kindle maneja mejor que el PDF), sino que también podrán desde allí administrar su biblioteca virtual.

Por otra parte, como muestra la foto, la lectura es casi igual que la de un libro en papel. El e-book no emite luz desde su pantalla, ésta funciona con tinta electrónica, por tanto no cansa la vista más que cualquier lectura en papel. La única desventaja de esto es que sin luz externa no se puede leer, pero siempre puede comprar una linterna de minero que le permita disfrutar de sus textos en los más oscuros antros.

Lo que el Kindle no le va a dar - a menos que compre el Kindle Fire, la versión que compite con el Ipad - son todos los "juguetes" que las tabletas electrónicas (tablets) tienen, como ser buena navegación en Internet, juegos, colores, chateo, etcétera.

O sea que si usted es lector asiduo, estudiante, quiere quedar bien con su pareja (la cual sí es lectora) o simplemente consume más de cinco libros al año, yo le recomendaría que la próxima vez que usted o un amigo viajen a los Estados Unidos, no dude en comprarse un "bichito" de estos.

(Amazon también los envía a unos cuantos países del mundo, pero tendrá que averiguar si no se le cobran impuestos al pasar por aduanas)

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Actualización

Otro servicio muy interesante es "Send to Kindle" de Amazon, el cual envía tus documentos personales directamente a tu lector de libros electrónicos.
Este servicio puede usarse por dos vías:
1) Mandando el archivo por email a tu correo de Kindle [nombredeusuario]@kindle.com.
2) Usando la aplicación "Send to Kindle" que facilita Amazon.

No probé la segunda opción, pero la primera anda bárbaro. Recomiendo convertir primero los documentos que quieran enviar a formato .MOBI a través del programa Calibre (mencionado antes).

Um comentário:

  1. Me lo supiste vender tan bien que ahora que estoy por terminar de leer mi primer libro ahí tengo ganas de hacer mi propia reseña.

    ResponderExcluir